Encuesta Nacional sobre la prevalencia y tratamiento de la concurrencia de trastorno por uso de sustancias y de otro trastorno mental

La comorbilidad psiquiátrica entre trastorno por uso de sustancias (TUS) y otros trastornos mentales (OTM) tiene una elevada prevalencia, aunque no exactamente conocida: los estudios dan cifras dispares según método diagnóstico, si se trata de población general o de un recurso asistencial en el que se ha llevado a cabo la valoración. La importancia de esta comorbilidad radica no solo en esta alta prevalencia, sino también en su gravedad clínica y social, su difícil manejo y su asociación con malos resultados para los sujetos afectados: más urgencias hospitalarias psiquiátricas, una mayor tasa de hospitalización, mayor prevalencia de suicidio… (Torrens et al., 2015; Pascual et al., 2017).

Por ello, diagnosticar y adecuar recursos de tratamiento para las personas con un trastorno adictivo y otro trastorno psiquiátrico es un reto importante para el Sistema Nacional de Salud en España. En estos momentos, no se dispone de un registro que permita delimitar cuántas personas cuentan con un doble diagnóstico o «diagnóstico dual» en los diferentes recursos encargados del tratamiento en conductas adictivas. Por ello, aunque es importante coordinar estrategias para la detección y el correcto tratamiento de pacientes con trastornos comórbidos, lo cierto es que el principal reto actualmente es conocer con la mayor concreción posible a qué se tiene que dar respuesta.

Encuesta Nacional sobre la prevalencia y tratamiento de la concurrencia de trastorno por uso de sustancias y de otro trastorno mental